Michael Nyman

Michael Laurence Nyman (también conocido como John Savill) es un pianista, musicólogo, crítico musical y unos de los más grandes compositores de este siglo.

Nyman nació en Stratford, Londres, el 23 de marzo de 1.944, y creció en el seno de una familia de clase obrera, practicantes del judaísmo, que se ganaba la vida fabricando abrigos y prendas de piel. Durante su niñez vivió en la ciudad de Chingford, en la región de North East London. Cuando creció, estudió música en la Real Academia de Música y en el King´s College y su maestro Thurston Dart, experto en música barroca, fue quién más le influyó en la composición.

En el principio de su carrera se negó a componer, como respuesta a las tendencias clásicas que no le llevaban, y decidió dedicarse a la  musicología y a la crítica (cabe destacar que en su artículo The Spectator se usa por primera vez el término “minimalista” aplicado a la música).

Es en 1.982 cuando empieza a trabajar con el pintor y director Peter Greenaway, en la creación del cortometraje Love, love, love, sobre la legalización de la marihuana y con el que sus composiciones empiezan a ser reconocidas. Posteriormente trabajaron juntos en los cortometrajes “Five postcards from capital cities”, “1-100, one to hundred”, “A walks through H”, “Vertical features remake” (todos ellos de 1.978), “The Falls” (1.980), “Act of God” (1.981), “Making a splash” (1.984), “26 bathrooms” (1.985), y en el mediometraje “Death in the Seine” (1.988). Muchas piezas que aparecen en estos cortos se introdujeron en algunos de los discos de Nyman. También trabajaron juntos en los largometrajes “El contrato del dibujante” (1.982), “ZOO” (1.986), “Drowning by numbers” (1.988), “El cocinero, el ladrón, su mujer y su amante” (1.989), y “Prospero´s books” (1.991). Fue tras esta película que se cortaron las relaciones entre el director y el compositor como consecuencia de introducir Greenaway en este film sonidos electrónicos y piezas de rock o cabaret. Todos estos trabajos formaron uno de los discos más importantes de la actualidad clásica, el llamado “The Essentials Michael Nyman Band” (1.992).

Las posteriores bandas sonoras que compuso Michael Nyman fueron: “Songbook” (1.992), “El piano” (1.992), “Carrington” y “Six days, six nights” (1.994), “ El diario de Ana Frank” (1.995), “El ogro” (1.996), “Gattaca” (1.997), “Ravenous” (1.997), “Wonderland” (1.999), “El fin del romance” (1.999), “The sinking feeling”, “The claim”, y “Act without words” (todas del 2.000). Otras obras del compositor y de las más importantes son: “Sep it up downstairs” (1.976), “Brimstone and Treacle” (1.982), “Nelly´s version” y “Frozen music” (1.983), “The cold room” (1.984), “Ballet Méchanique” (1.986), “Monsieur Hire” (1.989), “Les enfants volants” y  “El marido de la peluquera” (1.991). Sus pocos trabajos junto a su Michael Nyman Band (que le acompaña en la mayoría de sus grabaciones, desde sus comienzos, y que ha tenido miembros como Alexander Balanescu) que no son para cine son: “Decay Music” (1.976),  “From Brussels with love” (1.980), “Mozart” y “Michael Nyman” (1.981),“The kiss and other movements” (1.985), “Out of the ruins”, “La traversée de Paris”, “And they do/Zoo Caprices” (de 1.989 todos), “String quartets Nos. 1-3” (1.991), “Time will pronounce” (1.993), “Taking a line for a second walk”, “Noises, sounds and sweet airs”, “Live” (todos de 1.994), “Plus que tango” (1.995), “After extra time” (1.996), “Concertos” (1.997), “The suit and the photohraph”, “An eye for a difference” (1.998), “The Commisar Vanishes”(1.999). Además, colaboró en pequeñas piezas como por ejemplo “Anohito no waltz” (1.994).

Michael Nyman también destacó en el teatro y las performances, como por ejemplo en “El hombre que confundió su mujer con un sombrero” (1.986), el desfile Yamamoto Perpetuo del diseñador Yohji Yamamoto (1.993), participó en el homenaje a Lorca “De Granada a la luna” (1.998), el videojuego “Enemy Zero” (1.996), y variaciones de compositores de clásicos, como el Concierto de Harpsichord y Strings. Hace unos años presentó en España su última ópera, “Facing Goya”. Además, Nyman ha escrito seis conciertos, cuatro cuartetos de cuerda, y música de cámara creada para su banda Michael Nyman Band, creada en 1976 y con la que realiza sus giras como pianista. En el 2008 publicó la banda sonora de la película Man on Wire, inspirada en su álbum de 2006, The Composer’s Cut Series Vol. II: Nyman/Greenaway Revisited. Cabe mencionar que también ha grabado música pop, con los Flying Lizards.

 

Página web personal

Banda de Sonido

Sonido

El sonido tiene un papel fundamental en la película, tanto que cada uno de los tres decorados principales del film está relacionado con unos sonidos. Así por ejemplo, al aparcamiento del restaurante le corresponde el sonido del aullido de los perros, a la cocina se la relaciona con el llanto (cántico) de un niño, y al comedor con el sonido ambiente minimalista compuesto por susurros y cubertería. Sin duda, estos sonidos ayudan a configurar una atmósfera claustrofóbica.

Música

La banda sonora de El cocinero, el ladrón, su mujer y su amante está compuesta por Michael Nyman, muy conocido especialmente por la banda sonora del film “El piano” (álbum multiplatino), de Jane Campion, y quién ya había trabajado junto a Peter Greenaway.

La música de la película se creó especialmente para ella (por lo que data de 1989) y el mismo Greenaway la supervisó. El resultado es soberbio y destaca el acompañamiento a la acción, alternando lo sensual con lo dramático, así como el tono religioso de la música vocal. Además, forma parte esencial del espíritu de la película, transmitiendo sensaciones que potencian todo el sentido de la decoración, ambientación y puesta en escena. Ésta está completa en un disco con cinco temas: Memorial, Misirere paraphrase, Book depository, Coupling y Misirere.